Translate

jueves, 25 de febrero de 2010

El crecimiento de las ciudades y la urbanización.


Originalmente se consideraba que una ciudad era un lugar protegido de los peligros circundantes, de tal manera que se fortificaban y albergaban a varias familias. Aunque con el tiempo se modifico la concepción de refugio, conservo como rasgo característico el ser un núcleo social organizado que satisface las necesidades de la comunidad.
El crecimiento de las ciudades ha sido paralelo a la transformación del entorno natural, que se va llenando de construcciones y sistemas favorables para la habitación, el intercambio, la elaboración de materias primas y de productos, así como para el encuentro social.
Según los urbanistas, el siglo XIX es el tercer estadio de la urbanización, en los dos anteriores aun había un equilibrio entre la vida humana y la naturaleza sin embargo, a partir del siglo XIX las cosas cambian completamente antes de la revolución industrial las ciudades eran pequeñas y contaban con poca población pero después de ella, el crecimiento de las ciudades y la urbanización se dieron de forma acelerada debido a las repercusiones que tuvieron la maquina de vapor, los telares comerciales y el incremento y mejora de los medio de comunicación entre otros.
Antes de este periodo el crecimiento de las ciudades estaba limitado por su situación cercana a las rutas que podían ser de enlace con otras regiones. En cambio, desde inicios del siglo XIX las ciudades productoras de carbón y otros minerales, así como las que comerciaban con algodón, piedra caliza y de cantera, madera, cerámica y otros, comenzaron a crecer debido a que la maquina de vapor sirvió de enlace comercial propiciando así el desarrollo de las viejas ciudades y el surgimiento de otras nuevas.
Otros rasgos de las ciudades del siglo XIX es que, como consecuencia de la industrialización, se fue haciendo una diferenciación entre el centro y los barrios circundantes, o ampliaciones, construidos con amplias avenidas; eran los nuevos barrios burgueses, a la vez, en las afueras, estaban los barrios obreros, cercanos a las fabricas, la mayoría sin servicios urbanos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada